Mi hijo escribe y redacta fatal… ¿Qué hago?

redacta

Lo primero, no culpabilizarle. Pregúntate lo siguiente: ¿alguien le ha enseñado cómo se redacta un texto? ¿Por dónde se empieza, cómo se realiza la historia, cómo terminarla…? ¿Alguien le ha ayudado a aplicar lo que sabe en la redacción de textos?.

Estos conocimientos a veces, se dan por hecho, como otras muchas cosas en nuestro sistema educativo actual… Pero… a medida que ellos van creciendo y subiendo de cursos, la expresión escrita se vuelve más y más importante, especialmente a partir de secundaria.

 

Las faltas de ortografía y la mala calidad de la redacción, son dos factores que actualmente preocupan tanto a familias como a profesorado. Pero… ¿Estamos haciéndolo bien? ¿Estamos ofreciéndoles herramientas que puedan utilizar para redactar adecuadamente? ¿Estamos ofreciéndoles estrategias para regular su escritura y poder valorar si está bien hecho o no? ¿Saben lo que realmente se espera de su redacción? Te diré yo la respuesta, NO.

 

Ese es uno de mis objetivos cuando trabajo con niños que tienen una mala redacción:

Primero: ¿para qué y desde dónde escribes?.

Segundo: ¿Qué hay que hacer antes de ponernos a escribir?.

Tercero: ¿qué partes tiene una historia?.

Cuarto: ¿qué hago cuando tengo claro lo que quiero contar?.

Quinto: una vez redactado… ¿Qué reviso?.

Y lo más importante… ¿Durante todo este proceso me he dado cuenta de que me falta información sobre cómo utilizar algún aspecto importante? Por ejemplo: los signos de puntuación.

 

Redactar no es tan fácil como coger lápiz y goma y ponernos a escribir, conlleva unos procesos internos mucho más elaborados para que la historia que queremos contar tenga lógica y otra persona que no seamos nosotros pueda entenderla.

Hay que saber qué son y cómo utilizar los signos de puntuación, conocer los conectores textuales y por supuesto, entender las partes que tiene una historia (inicio, nudo y desenlace). Si no conocemos y no sabemos aplicar esos aspectos básicos… de poco servirá que nos pongamos a escribir por escribir.

 

Por eso es fundamental ofrecerles actividades y materiales que puedan facilitarles esta tarea para que poquito a poco comiencen a ser más autónomos y puedan generalizar lo aprendido en estos procesos de escritura, a situaciones de su día a día como puede ser la redacción de exámenes, aumentando así su rendimiento académico.

 

El material para redactar que te presento hoy tiene precisamente ese objetivo y consta de diferentes partes:
  • Aprendo a diferenciar hiatos y diptongos: vocales fuertes y débiles, qué son hiatos y diptongos.
  • Aprendo a usar los signos de puntuación: comillas, paréntesis, puntos suspensivos, puntos y aparte, signos de exclamación, signos de interrogación, punto y coma, dos puntos, punto y coma.
  • Aprendo a redactar textos con facilidad: autoinstrucciones con los pasos a seguir.
  • Aprendo a hacer inferencias: panel para realizar inferencias de un texto.

 

¿Cuáles son sus beneficios?
  • Fomentamos la autonomía a la hora de redactar y desarrollar la expresión escrita.
  • Fomentamos la aparición de REGULACIÓN en actividades escolares como repasar y revisar lo realizado.
  • Entrenamos los diálogos internos.
  • Diferenciamos los signos de puntuación para utilizarlos adecuadamente tanto en REDACCIÓN como en LECTURA.
  • Diferenciamos hiatos/diptongos, algo ESENCIAL para la ACENTUACIÓN.
  • Desarrollo de la capacidad inferencial.

Si quieres saber más sobre este material de expresión escrita… haz clic aquí.

Si tienes cualquier duda, puedes contactar conmigo a través del correo electrónico de la web o a través de Instagram y te ayudaré en lo que pueda para que sepas cómo lo utilizo yo en mis sesiones individuales de pedagogía.

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email

Deja una respuesta

Explorar más

— SÚPER DESCUENTO POR FINAL DE CURSO —

20%

descuento en
TODA LA WEB